Baleares pierde otra oportunidad de liderar en pesca sostenible
Noticias

Baleares pierde otra oportunidad de liderar en pesca sostenible

Baleares pierde otra oportunidad de liderar en pesca sostenible

10/12/2020

Comunicado en relación a “De la Concha reclama a Madrid que rechace la propuesta de reducción de un 15% de los días de pesca para la flota de arrastre en el Mediterráneo Occidental como plantea la Comisión Europea” https://www.caib.es/pidip2front/jsp/ca/fitxa-convocatoria/9614370 

Baleares pierde otra oportunidad de liderar en pesca sostenible a nivel Mediterráneo.

El posicionamiento defendido por la consellera Mae de Concha ante el ministro de Agricultura y Pesca, el señor Planas, pidiéndole que se oponga a una reducción de un 15% de días de pesca para la flota arrastrera –tal como pide la UE– representa un paso atrás en la ambición de transformar Baleares en flota referente de sostenibilidad en el Mediterráneo. 

Baleares es líder en protección de espacios marinos y cuenta con un sector pesquero receptivo y con ganas de ser más sostenible (y que ya ha hecho muchos esfuerzos). Es pionera en la creación de reservas marinas y en marcas para añadir valor al producto. Además, está trabajando en nuevos modelos de gestión de especies y hábitats. Durante los meses de la pandemia, la flota arrastrera ha demostrado una capacidad de adaptación y gestión envidiables. Las ganancias no se han visto afectadas en proporción con la reducción de días de trabajo. Un caso de estudio que podría servir de modelo para otras flotas del Mediterráneo. Un ejemplo que demuestra la viabilidad de lograr el objetivo de “pescar menos y ganar más”. 

En vez de hacer valer este rasgo diferenciador –que podría ser un valor añadido para el producto pesquero de Baleares– el Gobierno balear ha optado por hacer piña con otras comunidades autónomas diluyendo su potencial como fuerza de cambio en el Mediterráneo. Con un Mediterráneo que tiene los índices de sobreexplotación pesquera más elevados de las aguas europeas, ya hace años que desde la UE se apunta hacia planes de gestión más sostenibles. La propuesta del Consejo de Pesca de la UE no es ninguna sorpresa, y desde Baleares ya se han hecho esfuerzos para prepararse. Es una lástima que en el último minuto no se haya querido hacer valer el liderazgo de Baleares.

Es cierto que hay que mejorar el conocimiento y los estudios científicos sobre las especies pesqueras –y sobre todo hay que hacerlos más accesibles al público– pero esto no es una excusa para no actuar. Del mismo modo que la consellera pide más estudios para justificar una reducción de días de pesca, también se tiene que demostrar con datos que la reducción de días de pesca es “un impacto imposible de asumir para la flota de arrastre de las islas”.

Baleares cuenta con una flota arrastrera pequeña –unas 35 embarcaciones en total– pero de gran relevancia para la estabilidad de cofradías y provisión de producto local fresco. La flota arrastrera ha bajado notablemente durante los últimos años. Es un sector que tiene muchos retos por delante. Superarlos requiere mirar hacia el futuro y no hacer lo mismo de siempre. El futuro del suma y sigue en Baleares depende de innovar, acelerar la implementación de medidas de bajo impacto como las puertas pelágicas, reducir emisiones de carbono, añadir valor a su captura con una mejor comercialización, y ser modélicos en el cumplimiento de normativa y transparencia. Algunos ya lo están haciendo, pero hay que elevar la ambición de la flota, y del Gobierno para hacerlo posible. Los fondos de recuperación económica son una oportunidad para avanzar con paso firme hacia una flota (todavía más) sostenible y una red de áreas marinas protegidas ampliada y efectiva. Ambos factores son críticos para garantizar el futuro de la pesca profesional en Baleares.